Microficciones #41

runes1
(Imagen libre de licencia de: WikiImages)

Descontrolado

MICROFICCIÓN #12

¡Hola a todos/as! Hoy os traigo una publicación muy especial. Hace poco le pregunté a un contacto mío en Twitter si le apetecería traducir un relato mío a su idioma natal, el gallego. Su aceptación fue contundente e inmediata. Así pues, escribí un relato para la ocasión y se lo envié. El otro día recibí su respuesta con la traducción.

Espero que os guste tanto como a mí. El galego es un idioma que adoro, me parece uno de los más bonitos que hay, y si no pensara así, no le habría pedido que lo tradujera.

Muchas gracias, Luis, te lo dedico a ti.

MEIGA

A súa risa soou de entre as árbores do bosque. Aguda e arrepiante, traída polo vento nun eco que morría lentamente pouco a pouco. Estaba listo para enfrentarme a aquela meiga, aínda que iso fose o meu fin. Eu non sabía como facelo, a súa presenza ofuscaba a miña presenza, coma un elefante tapándolle a luz do sol a unha formiga. Sigue leyendo

MICROFICCIÓN #9

EL MONSTRUO

El doctor Frankenstein se vio acorralado por aquella abominable criatura a la que él mismo le había dado la vida. El monstruo alzó sus mastodónticas manos de distinto color cada una, cosidas a las muñecas de forma burda, y rodeó con ellas el cuello de Víctor cuyo rostro se desencajaba por el miedo. La cara del monstruo reflejaba una mezcla de emociones: la rabia se juntaba con la confusión en aquella expresión bobalicona pero aterradora. La criatura apretó las manos y el doctor sintió como el aire dejaba de acudir a sus pulmones. Sigue leyendo

MICROFICCIÓN #8

AJUSTE DE CUENTAS

El detective pasó por debajo de la cinta policial anudada a los pilares del porche. El interior de la casa estaba completamente negro, las llamas habían carbonizado todo lo que habían encontrado a su paso. Un policía le miró con odio, estaba acostumbrado a esas miradas, estaba acostumbrado a ser el bicho raro del cuerpo. Le daba igual. Sigue leyendo

MICROFICCIÓN #2

LÂROTHNOT

El sonido de un susurro cayendo a plomo en la quietud del bosque, nutriéndose de la importancia de ser el único ruido. O un olor que resalta por encima del perfume hiperbólico de los cientos de cipreses allí congregados. O la imagen misma del miedo y la desesperación, de la oscuridad y la luz, del todo y de la nada. Eso era él, Lârothnot el Imposible. Repudiado por el Omnisciente, y dueño de infinitos nombres en infinitas lenguas. Señor del Abismo, venido al plano material para sumir al mundo en la locura creada por su depravación. Su aspecto es el sinónimo de lo grotesco y su maldad no conoce límites. Ahora extiende su manto de perversión, y se relame ante la perspectiva de un mundo que perece bajo las llamas de la destrucción.

(Homenaje al maestro de lo oculto, al rey del terror y lo macabro, Howard Phillips Lovecraft)

© 2015 M. Floser.